Gozo: Presencia, Poder y Unción

26 de febrero de 2014

Cuando llegan las tribulaciones

Amados y amadas en Cristo Jesús: 

A pesar de todas las circunstancias que nos rodean y otras que inesperadamente llegan, algunas dolorosas, difíciles, oscuras al punto de creer que no existe salida, otras cuyo pronóstico según lo humano son irreversibles, sin esperanza de acuerdo al pensamiento, la fe y contexto de la persona.

Rut y Noemí


 Las bendiciones están a las puertas, a pesar de que todavía no las veas. Porque la  mente es humana, con  pensamientos humanos, los  razonamientos son  terrenales, finitos y se ha bloqueado la fe.

Asimismo,  a los pensamientos humanos se les  añade un elemento sobrenatural del mundo de  las tinieblas. Los dardos de fuego del enemigo que  se filtran  en la mente, para socabar, robar, destruir lo que por la fe Dios tiene para tu vida. Dardos  que te hacen ver y  creer que las cosas, la situación está perdida.

Los dardos de fuego son  letales, dan al blanco certeramente. Hacen que la persona evalúe la situación inminentemente catastrófica.  Esos dardos o pensamientos que vienen diseñadas desde el infierno con el fin de aniquilarte y destruirte, al pasar el tiempo  se convierten en fortalezas, columnas diseñadas en el infierno.

La contraparte en todo desierto que sobrevenga,  es la misericordia de Dios, los pensamientos de bien que tiene para sus hijos e hijas obedientes. El Creador ha preparado planes de bienestar, de vida, de bendiciones maravillosas, porque Él nos diseñó y nos creó con propósitos eternos que  se tienen cumplir, aunque la misma persona los retrase porque no está respondiendo de la forma correcta.

Noten las palabras registradas en Isaías:


" ... Porque mis pensamientos no son vuestros pensamientos, ni vuestros caminos mis caminos, dijo Jehová.
 Como son más altos los cielos que la tierra, así son mis caminos más altos que vuestros caminos, y mis pensamientos más que vuestros pensamientos ... " Isaías 55: 8-9

Tal vez haya espacios de tiempo, períodos en los cuales  te sientas cansado o cansada de luchar, de batallar, abatidos as por  lapsos de tempestad, tiempos de enfermedad, intervalos de escasez, en aflicción por diversas situaciones y la tristeza quieran apoderarse de tus fuerzas, la autoestima herida, porque las situaciones causan dolor emocional, dolor físico  y desgastan las fuerzas humanas al punto de estar al umbral de la desesperanza y de la muerte.

 Por lo cual, te invito a leer una historia real,  acontecida hace mucho tiempo, se trata de una mujer israelita llamada Noemí.

Antes de desarrollar la temática, quiero decir a  todo Varón de Dios, porque  esta historia de  Noemí   aplica para tu persona.  El punto es  que  Noemí salió hacia tierra moabita acompañada de tres hombres, Elimelec su marido, cabeza de esa familia y los dos hijos varones llamados Mahlón y Quelión.

Ellos salieron de la cobertura del Dios de Israel quien los guardaba y es la fuente de toda provisión, Jehová no necesita que nadie le ayude, ni  le preste nada, ellos olvidaron que Él es la fuente única, inagotable y no añade dolor alguno. De modo, que estos varones  permanecieron largo tiempo fuera de la cobertura del Dios de Isarel, el sostenedor  y perdieron la vida.

 En nuestros tiempos, aplica varón de Dios  porque si te sales de la cobertura del Padre Santo, quien es  la fuente de vida y de toda provisión sobrenatural y buscas fuera de Él ... cuidado que no te quedes en tierra extraña, y pierdas la vida  en Moab, lo  que significa el mundo actual  sin Dios, el mundo que se rige bajo otro código, el mundo actual  lleno de desenfreno, desobediencia y  rebeldía  contra la autoridad de Dios.


"... 1 Aconteció en los días que gobernaban los jueces, que hubo hambre en la tierra. Y un varón de Belén de Judá fue a morar en los campos de Moab, él y su mujer, y dos hijos suyos.

2 El nombre de aquel varón era Elimelec, y el de su mujer, Noemí; y los nombres de sus hijos eran Mahlón y Quelión efrateos de Belén de Judá. Llegaron, pues, a los campos de Moab, y se quedaron allí.

Noemí y su familia salieron de la cobertura que Dios tiene para su pueblo, se fueron buscando alimento a la tierra pagana de Mob. Y se establecieron en ese lugar prolongadamente. Igual en nuestro tiempo, a veces los hijos de Dios se salen de la cobertura que el Todopoderoso les brinda, no confían en Él en tiempos de prueba, en los desiertos.

 Se desesperan, se desenfocan, la fe se tambalea entre lo que sus ojos, oídos, sus sentidos  físicos perciben y descuidan los sentidos espirituales que sencillamente se bloquean atizados por los dardos de fuego del maligno.

Continuemos examinando la historia de Noemí:


3 Y murió Elimelec, marido de Noemí, y quedó ella con sus dos hijos,

4 los cuales tomaron para sí mujeres moabitas; el nombre de una era Orfa, y el nombrede la otra, Rut; y habitaron allí unos diez años.

5 Y murieron también los dos, Mahlón y Quelión, quedando así la mujer desamparada de sus dos hijos y de su marido. ... " Rut 1:1-5


Como pueden notar, Noemí  llega a Mob acompañada de su marido y sus dos hijos. Ambos hijos se casan con mujeres moabitas. Transcurre un tiempo y muere el marido de Noemí. Tiempo después, la desgracia visita a Noemí nuevamente al morir  sus dos hijos, los cuales no  dejan descendencia.
 Díficil situación para esta mujer israelita, viuda, envejecida y en  en tierra extranjera

Prosigamos leyendo una porción más de la historia:


" ... 6 se levantó con sus nueras, y regresó de los campos de Moab; oyó en el campo de Moab que Jehová había visitado a su pueblo para darles pan.

Noten: Noemí oyó en los campos de Moab, que ... Jehová había visitado a su pueblo para darles pan. Es entonces que ella toma la decisión de volver.

Quizá deberías amado o amada, decidir volver a Jehová si es que te has salido de su cobertura espiritual, o  analizar si será que le has puesto oído atento a los dardos del enemigo, la confianza y la fe  en Jehová se han debilitado y puede que hayas aceptado la situación como sin remedio, sin esperanza.

Las cosas reales no son lo que parecen, debemos creerle al Eterno que nos ama, que incluso dio como ofrenda de su inmenso e ilimitado amor a su Únigenito hijo, a Jesucristo.

Pero, veamos más de la historia de Noemí:

7 Salió, pues, del lugar donde había estado, y con ella sus dos nueras, y comenzaron a caminar para volverse a la tierra de Judá.

Pueden notar los razonamientos que Noemí les expone a su dos nueras, para hacerlas desistir:






8 Y Noemí dijo a sus dos nueras: Andad, volveos cada una a la casa de su madre; Jehová haga con vosotras misericordia, como la habéis hecho con los muertos y conmigo.
9 Os conceda Jehová que halléis descanso, cada una en casa de su marido. Luego las besó, y ellas alzaron su voz y lloraron,
10 y le dijeron: Ciertamente nosotras iremos contigo a tu pueblo.
11 Y Noemí respondió: Volveos, hijas mías; ¿para qué habéis de ir conmigo? ¿Tengo yo más hijos en el vientre, que puedan ser vuestros maridos?
12 Volveos, hijas mías, e idos; porque yo ya soy vieja para tener marido. Y aunque dijese: Esperanza tengo, y esta noche estuviese con marido, y aun diese a luz hijos,

Amado amada: Quizá en algún momento venga una "Noemí" a tu vida, que te susurre, mira no pierdas el tiempo, busca fuera de la iglesia, un novio novia, o marido o mujer porque no hayas nada dentro a ninguna persona. Las tinieblas y a luz no se deben mezclar porque eso no agrada a Dios, debemos ejercer sabiduría en todos los ámbitos.

13 ¿habíaís vosotras de esperarlos hasta que fuesen grandes? ¿Habíais de quedaros sin casar por amor a ellos? No, hijas mías; que mayor amargura tengo yo que vosotras, pues la mano de Jehová ha salido contra mí.
14 Y ellas alzaron otra vez su voz y lloraron; y Orfa besó a su suegra, mas Rut se quedó con ella.

Después de los buenos argumentos que Noemí utiliza para convencer a sus dos nueras viudas; Orfa decide devolverse.

 Orfa en nuestros tiempos podría representar a las personas que escuchan las voces del mundo sin Dios, el mundo rebelde, sin ley... alejados de los favores divinos del Padre santo.

 Cuidemos nosotros la decisión de estar bajo las alas del Dios de Israel, por medio de Jesucristo, no sea que alguno alguna decida quedarse en Moab, tierra de muerte, de maldición de sequedal, o sea el mundo de las tinieblas apartados as de la luz y el amor de Cristo y del Padre. 

Rut actuó con sabiduría de lo alto, ella no escuchó lo argumentos para hacerla volverse atrás y más bien  toma una decisión que le traerá grandes bendiciones:




17 Donde tú murieres, moriré yo, y allí seré sepultada; así me haga Jehová, y aun me añada, que sólo la muerte hará separación entre nosotras dos.

Que poderosas palabras pronunciadas por Rut la moabita, verdaderamente como dice en Hechos 10:34:


 "... Entonces Pedro, abriendo la boca, dijo: En verdad comprendo que Dios no hace acepción de personas ..."

 Con todos y  todas las que muestren un corazón dispuesto para Él.
Rut no era israelita, más bien procedía de una nación adoradora de ídolos, pero resultó acepta para Dios porque ella lo eligió como su Dios.

18 Y viendo Noemí que estaba tan resuelta a ir con ella, no dijo más.
19 Anduvieron, pues, ellas dos hasta que llegaron a Belén; y aconteció que habiendo entrado en Belén, toda la ciudad se conmovió por causa de ellas, y decían: ¿No es ésta Noemí?

Dardos de fuego:

Examinemos lo que viene a la mente de Noemí: Está pensando acerca de su desventura, ella primeramente salió de Israel en período de hambruna  hacia tierras de  Moab, acompañada de su marido y de sus dos hijos. Ahora regresa a Israel viuda y sin  hijos, quienes murieron sin dejar descendencia.

 Además, Noemí está quejumbrosa, llena de  amargura. Atribuyendo  al Todopoderoso la responsabilidad de su aflicción y de sus circunstancias.

¿Cómo nos aplica a nosotros? Será que nos podemos ver reflejados en ciertas partes de la historia de esta mujer israelita. Nos quejamos de lo que nos sucede, murmuramos, y en caso extremo algunos hasta maldicen literalmente de su situación.. ¿ Qué es lo que Dios espera que hagamos, en lugar de lo que cada quien está haciendo?

 Dios espera que tengamos fe, le creamos, confiemos en Él,  y doblemos rodillas en oración porque solamente nuestro Padre celestial tiene el poder absoluto de: Cambiar, sanar, restaurar, hacer nuevas las cosas. Ese milagro, esos milagros sobrenaturales están al alcance nuestro, oremos, clamemos, roguemos, supliquemos con humildad de corazón. Hablemos palabras de vida, cancelemos las palabras de maldición que nos hemos auto lanzado, y las que otras personas nos han enviado, en el nombre de Jesús.

Porque nuestras provisiones, son mejores que las de Noemí,  nosotros tenemos a Jesús quien vino hace como dos mil años, pagó el rescate, nos resucitó en el espíritu al reconectarnos con el Espíritu Santo, el cual permanece en nosotros mientras estémos en santidad y no ensuciemos el templo que somos.
 Además no ha dado autoridad para ordenar a toda  situación llámese como se llame, que se vaya de nuestra vida  en nombre de Jesús

Volvamos al relato:

20 Y ella les respondía: No me llaméis Noemí,[a] sino llamadme Mara;[b] porque en grande amargura me ha puesto el Todopoderoso.

21 Yo me fui llena, pero Jehová me ha vuelto con las manos vacías. ¿Por qué me llamaréis Noemí, ya que Jehová ha dado testimonio contra mí, y el Todopoderoso me ha afligido.

22 Así volvió Noemí, y Rut la moabita su nuera con ella; volvió de los campos de Moab, y llegaron a Belén al comienzo de la siega de la cebada. ... " Rut 1: 6 - 22


Conozcamos un poco más de la historia de Noemí, la cual al regreso a Belén en  Israel, se encuentra con la época de la siega de la cebada, de manera que Rut la moabita le pide permiso a Noemí para ir a espigar en los campos de cebada:


1 Tenía Noemí un pariente de su marido, hombre rico de la familia de Elimelec, el cual se llamaba Booz.
2 Y Rut la moabita dijo a Noemí: Te ruego que me dejes ir al campo, y recogeré espigas en pos de aquel a cuyos ojos hallare gracia. Y ella le respondió: Ve, hija mía.



3 Fue, pues, y llegando, espigó en el campo en pos de los segadores; y aconteció que aquella parte del campo era de Booz, el cual era de la familia de Elimelec.

4 Y he aquí que Booz vino de Belén, y dijo a los segadores: Jehová sea con vosotros. Y ellos respondieron: Jehová te bendiga.

5 Y Booz dijo a su criado el mayordomo de los segadores: ¿De quién es esta joven?

6 Y el criado, mayordomo de los segadores, respondió y dijo: Es la joven moabita que volvió con Noemí de los campos de Moab;




7 y ha dicho: Te ruego que me dejes recoger y juntar tras los segadores entre las gavillas. Entró, pues, y está desde por la mañana hasta ahora, sin descansar ni aun por un momento.

Momentos de bendición para Rut, el Todopoderoso ha dispuesto bendecirla:

8 Entonces Booz dijo a Rut: Oye, hija mía, no vayas a espigar a otro campo, ni pases de aquí; y aquí estarás junto a mis criadas

9 Mira bien el campo que sieguen, y síguelas; porque yo he mandado a los criados que no te molesten. Y cuando tengas sed, ve a las vasijas, y bebe del agua que sacan los criados.


10 Ella entonces bajando su rostro se inclinó a tierra, y le dijo: ¿Por qué he hallado gracia en tus ojos para que me reconozcas, siendo yo extranjera?
11 Y respondiendo Booz, le dijo: He sabido todo lo que has hecho con tu suegra después de la muerte de tu marido, y que dejando a tu padre y a tu madre y la tierra donde naciste, has venido a un pueblo que no conociste antes.

          Rut 2:12


12  Jehová recompense tu obra, y tu remuneración sea cumplida de parte de Jehová Dios de Israel, bajo cuyas alas has venido a refugiarte.

Asimismo es, las bondades que hacemos para con el prójimo, la obra que hagamos, el trabajo que hacemos de servicio a Dios, el amor que prodiguemos acompañado de acciones para las personas, es retribuido por Jehová.

Todos los que por medio de la Gracia hemos recibido la salvación a través de Jesucristo, somos por adopción hijos e hijas del Dios de Israel, bajo cuyas alas hemos venido a refugiarnos, lo cual nos permite disfrutar de incontables bendiciones del Eterno.

Cuando el Dios de Israel  decide mostrar su bondad amorosa para con los que le aman, le obedecen y ponen su confianza en Él. Es entonces que, abre caminos donde no habían, rompe cerrojos, abre puertas de bendición, de oportunidades inesperadas, de conexiones con personas para bendecirnos  las cuales  ni siquiera podríamos imaginar. 

Hallaremos de repente gracia delante de alguien,  quien de antemano Dios ha decretado que nos bendiga, que nos den esa promoción, de repente de estar en la cola esperando seremos atendidos de inmediato.

Por otra parte, observemos  cómo responde Rut cuando Booz la bendice y reconoce la obra de amor, esfuerzo y sacrificio que ella ha hecho  con Noemí:


13 Y ella dijo: Señor mío, halle yo gracia delante de tus ojos; porque me has consolado, y porque has hablado al corazón de tu sierva, aunque no soy ni como una de tus criadas.

Jehová derramando su bondad para con Rut: 

Booz la invita a comer de su pan, a mojar el bocado en el vinagre, le permitió sentarse junto a sus  segadores, le dio de su potaje y ella comió hasta saciarse y ... le sobró, y como verán luego Rut guarda para llevar alimento a Noemí.  Además, Booz dio órdenes a los criados para que la dejaran recoger entre las gavillas de trigo y además que no la avergonzaran:

14 Y Booz le dijo a la hora de comer: Ven aquí, y come del pan, y moja tu bocado en el vinagre. Y ella se sentó junto a los segadores, y él le dio del potaje, y comió hasta que se sació, y le sobró.

15 Luego se levantó para espigar. Y Booz mandó a sus criados, diciendo: Que recoja también espigas entre las gavillas, y no la avergoncéis;

Cuando el Dios de Israel decide bendecir  lo hace en abundancia, los momentos de gracia llegan cuando menos los esperamos, al igual qu Booz se desvive por bendecir a Rut y ser bondadoso con ella, asimismo ya Dios ha liberado los decretos para bendecirnos extraordinariamente.

Así como, Booz mandó que dejaran caer manojos de trigo para Rut, el Todopoderoso que conoce lo más intimo de tu corazón, ha establecido que dejen caer manojos de bendiciones para tu vida, porque Jehová es tan bueno que nos quiere bendecir extraordinariamente.

 Es maravilloso e impactante conocer como es Jehová con aquellas personas que le escogen como su Dios, que caminan en rectitud, y reciben al enviado Jesucristo, requisito en nuestros tiempo.

 Booz da órdenes precisas a sus  segadores, para que dejaran caer a propósito manojos de trigo, para Rut:

16 y dejaréis también caer para ella  algo de los manojos, y lo dejaréis para que lo recoja, y no la reprendáis.


17 Espigó, pues, en el campo hasta la noche, y desgranó lo que había recogido, y fue como un efa de cebada.

Noten como Rut hasta llevó alimento a Noemí, del que Booz le había dado a ella. Es digno de resaltar las virtudes de Rut, cuánta bondad amorosa para con  su suegra Noemí. De manera que el Dios de Israel  estaba bendiciendo y favoreciendo  a Rut en gran manera:

18 Y lo tomó, y se fue a la ciudad; y su suegra vio lo que había recogido. Sacó también luego lo que le había sobrado después de haber quedado saciada, y se lo dio.

19 Y le dijo su suegra: ¿Dónde has espigado hoy? ¿y dónde has trabajado? Bendito sea el que te ha reconocido.
Y contó ella a su suegra con quién había trabajado, y dijo: El nombre del varón con quien hoy he trabajado es Booz.

20 Y dijo Noemí a su nuera: Sea él bendito de Jehová, pues que no ha rehusado a los vivos la benevolencia que tuvo para con los que han muerto. Después le dijo Noemí: Nuestro pariente es aquel varón, y uno de los que pueden redimirnos.

Veamos en el siguiente versículo otro favor que recibió Rut:

21 Y Rut la moabita dijo: Además de esto me ha dicho: Júntate con mis criadas, hasta que hayan acabado toda mi siega.

Otras de las características y virtudes de Rut: Humilde, bondadosa, diligente,  dispuesta, Sumisa y obediente a todos los consejos que le daba Noemí:

22 Y Noemí respondió a Rut su nuera: Mejor es, hija mía, que salgas con sus criadas, y que no te encuentren en otro campo.
23 Estuvo, pues, junto con las criadas de Booz espigando, hasta que se acabó la siega de la cebada y la del trigo; y vivía con su suegra.

Entretanto, el Dios de Israel no descansa hasta que completa lo que ha iniciado, cuando se propone bendecir a un hijo o hija  las bendiciones fluyen como río.

Sigamos atentamente la siguiente etapa de la historia, nos debe interesar a todos los que amamos a Jehová, porque nosotros estamos bajo su manto de protección y cuidado.
Del mismo modo que estámos comprobando su manifestación poderosa y sobrenatural con Rut y Noemí, asimismo vienen las bendiciones hacia nuestra vida, esas bendiciones nos van a perseguir, porque el Eterno las ha decretado en todos los ámbitos de nuestra existencia.

Por lo tanto, examinemos el capítulo 3 de Rut:

Consejos que Noemí da a su nuera viuda, los pasos a seguir para que se resuelva y sea redimida por un pariente de Elimelec. 

1 Después le dijo su suegra Noemí: Hija mía, ¿no he de buscar hogar para ti, para que te vaya bien?

2 ¿No es Booz nuestro pariente, con cuyas criadas tú has estado? He aquí que él avienta esta noche la parva de las cebadas.
3 Te lavarás, pues, y te ungirás, y vistiéndote tus vestidos, irás a la era; mas no te darás a conocer al varón hasta que él haya acabado de comer y de beber.
4 Y cuando él se acueste, notarás el lugar donde se acuesta, e irás y descubrirás sus pies, y te acostarás allí; y él te dirá lo que hayas de hacer.
5 Y ella respondió: Haré todo lo que tú me mandes.
6 Descendió, pues, a la era, e hizo todo lo que su suegra le había mandado.
7 Y cuando Booz hubo comido y bebido, y su corazón estuvo contento, se retiró a dormir a un lado del montón. Entonces ella vino calladamente, y le descubrió los pies y se acostó.




                                                                                                            8 Y aconteció que a la medianoche se estremeció aquel hombre, y se volvió; y he aquí, una mujer estaba acostada a sus pies.
9 Entonces él dijo: ¿Quién eres? Y ella respondió: Yo soy Rut tu sierva; extiende el borde de tu capa sobre tu sierva, por cuanto eres pariente cercano.

Examinemos, cómo Rut no se enfoca en que Booz es un hombre mayor, ella es verdaderamente una mujer Sabia:

10 Y él dijo: Bendita seas tú de Jehová, hija mía; has hecho mejor tu postrera bondad que la primera, no yendo en busca de los jóvenes, sean pobres o ricos.

Es importante, que notemos el concepto que el pueblo de Israel tiene acerca de Rut, la conocen  mujer virtuosa, según las palabras que Booz le dice a la misma Rut:

Mujer de Dios, será que también te conocen como mujer virtuosa, podrás ir tomando nota de las características de Rut, que le vale la fama de mujer virtuosa. Hombres de Dios, tomen nota las deseables virtudes que deberían adornar a la mujer que elijan para esposas.

11 Ahora pues, no temas, hija mía; yo haré contigo lo que tú digas, pues toda la gente de mi pueblo sabe que eres mujer virtuosa.

12 Y ahora, aunque es cierto que yo soy pariente cercano, con todo eso hay pariente más cercano que yo.
13 Pasa aquí la noche, y cuando sea de día, si él te redimiere, bien, redímate; mas si él no te quisiere redimir, yo te redimiré, vive Jehová. Descansa, pues, hasta la mañana.

14 Y después que durmió a sus pies hasta la mañana, se levantó antes que los hombres pudieran reconocerse unos a otros; porque él dijo: No se sepa que vino mujer a la era.
15 Después le dijo: Quítate el manto que traes sobre ti, y tenlo. Y teniéndolo ella, él midió seis medidas de cebada, y se las puso encima; y ella se fue a la ciudad.
16 Y cuando llegó a donde estaba su suegra, ésta le dijo: ¿Qué hay, hija mía? Y le contó ella todo lo que con aquel varón le había acontecido.
17 Y dijo: Estas seis medidas de cebada me dio, diciéndome: A fin de que no vayas a tu suegra con las manos vacías.
18 Entonces Noemí dijo: Espérate, hija mía, hasta que sepas cómo se resuelve el asunto; porque aquel hombre no descansará hasta que concluya el asunto hoy. Rut 3:1-18


Desenlace de la historia, capítulo 4 de Rut. Booz se casa con Rut:

 Booz subió a la puerta y se sentó allí; y he aquí pasaba aquel pariente de quien Booz había hablado, y le dijo: Eh, fulano, ven acá y siéntate. Y él vino y se sentó.

2 Entonces él tomó a diez varones de los ancianos de la ciudad, y dijo: Sentaos aquí. Y ellos se sentaron.

3 Luego dijo al pariente: Noemí, que ha vuelto del campo de Moab, vende una parte de las tierras que tuvo nuestro hermano Elimelec.

4 Y yo decidí hacértelo saber, y decirte que la compres en presencia de los que están aquí sentados, y de los ancianos de mi pueblo. Si tú quieres redimir, redime; y si no quieres redimir, decláramelo para que yo lo sepa; porque no hay otro que redima sino tú, y yo después de ti. Y él respondió: Yo redimiré.

5 Entonces replicó Booz: El mismo día que compres las tierras de mano de Noemí, debes tomar también a Rut la moabita, mujer del difunto, para que restaures el nombre del muerto sobre su posesión.

Es interesante, como algunas personas pensando egoístamente  pierden bendiciones inesperadas y valiosas, como sucede con este pariente de Elimelec a quien le correspondía redimir a Noemí, tomar a Rut por mujer y la descendencia sería para restaurar el nombre del muerto, como era costumbre en Israel. Sin embargo, él cede a Booz el derecho para que redima, sin sospechar que rechazó ser el padre del abuelo del  Rey David.


6 Y respondió el pariente: No puedo redimir para mí, no sea que dañe mi heredad. Redime tú, usando de mi derecho, porque yo no podré redimir.

7 Había ya desde hacía tiempo esta costumbre en Israel tocante a la redención y al contrato, que para la confirmación de cualquier negocio, el uno se quitaba el zapato y lo daba a su compañero; y esto servía de testimonio en Israel.

8 Entonces el pariente dijo a Booz: Tómalo tú. Y se quitó el zapato.



9 Y Booz dijo a los ancianos y a todo el pueblo: Vosotros sois testigos hoy, de que he adquirido de mano de Noemí todo lo que fue de Elimelec, y todo lo que fue de Quelión y de Mahlón.

10 Y que también tomo por mi mujer a Rut la moabita, mujer de Mahlón, para restaurar el nombre del difunto sobre su heredad, para que el nombre del muerto no se borre de entre sus hermanos y de la puerta de su lugar. Vosotros sois testigos hoy.

11 Y dijeron todos los del pueblo que estaban a la puerta con los ancianos: Testigos somos. Jehová haga a la mujer que entra en tu casa como a Raquel y a Lea, las cuales edificaron la casa de Israel; y tú seas ilustre en Efrata, y seas de renombre en Belén.

12 Y sea tu casa como la casa de Fares, el que Tamar dio a luz a Judá, por la descendencia que de esa joven te dé Jehová.

13 Booz, pues, tomó a Rut, y ella fue su mujer; y se llegó a ella, y Jehová le dio que concibiese y diese a luz un hijo.

14 Y las mujeres decían a Noemí: Loado sea Jehová, que hizo que no te faltase hoy pariente, cuyo nombre será celebrado en Israel;

Jehová redime a las viudas, las ama, las ampara con su brazo poderoso, restaura las vidas, bendice sobre abundantemente, de formas inesperadas y prodigiosas. 
El poderío de Jehová es ilimitado, no existen problemas, ni  situaciones que le sean imposible, con Dios todas las cosas son posibles. El único obstáculo que puede impedir que recibas las bendiciones, la sanidad, lo que sea que necesites: Eres tú mismo, tu misma, porque debes tener Fe, creer y confiar en Jehová.

 En el nombre de Jesús todo lo que necesites está hecho, Jesucristo pagó el precio, tomar la autoridad para declarar que estás sano, curado por las llagas de Jesús de Nazareth. Ordenar a la enfermedad salir e irse al abismo con orden de no regresar nunca más.

Veamos las palabras del verso 15:

15 el cual será restaurador de tu alma, y sustentará tu vejez; pues tu nuera, que te ama, lo ha dado a luz; y ella es de más valor para ti que siete hijos.

16 Y tomando Noemí el hijo, lo puso en su regazo, y fue su aya.

Que maravillosas e inesperadas bendiciones alcanzaron a Noemí, que privilegio tan grande el niño nacido de Rut la moabita, vino a ser el abuelo de David, antepasado de Jesucristo.


17 Y le dieron nombre las vecinas, diciendo: Le ha nacido un hijo a Noemí; y lo llamaron Obed. Este es padre de Isaí, padre de David.

18 Estas son las generaciones de Fares: Fares engendró a Hezrón,
19 Hezrón engendró a Ram, y Ram engendró a Aminadab,
20 Aminadab engendró a Naasón, y Naasón engendró a Salmón,
21 Salmón engendró a Booz, y Booz engendró a Obed,
22 Obed engendró a Isaí, e Isaí engendró a David.

¡Gloria a Dios! El Eterno Dios de Israel, nuestro Dios y Padre. En nombre de Jesús quien venció en la cruz del Calvario,  y somos hermanos de Jesús, de manera que tenemos a nuestra disposición vida plena, abundante, bajo el favor de Jehová.


Despiértate, y arrebata las incontables bendiciones que están esperando que las tomes, deja la actitud de derrota, deja la lastimera actitud de pobrecito yo o  pobrecita yo, eso es una mentira del maligno, no es real aunque lo sientas y veas como tu realidad.


Más bien decide creer en la Palabra de Dios, el cual jamás ha mentido ni lo hará porque es puro y verdadero, sus Palabras son verdad, se cumplen en las personas que toman la decisión de creer, de tener fe, andar por fe y no por lo que sus ojos ven, tomar la decisión de  confiar en el Dios de Israel quien nos atrae con lazos de amor, de tiernas misericordias, pacientemente nos espera porque es nuestro hacedor y nuestro Padre Santo.

Ya han sido decretadas las bendiciones, la sanidad física, los favores, la abundancia, la paz, la unidad, la restauración en todos los ámbitos de tu vida. Ya están dispuestas esas conexiones, esas personas para bendecirte, esas puertas están abiertas, los cielos abiertos, arranca la venda espiritual colocada por el maligno en  tus ojos, de tus oídos, de tu boca  y empieza a usar la Palabra de Dios:


Por otra parte, puede ser que seas una persona que estás en Moab, tierra de sequedadal y muerte.¡ Pero cómo? Podría ser que vivas en una religión, y estés conforme porque desconoces que fuera de Moab se encuentran bendiciones maravillosas, vida y tesoros inimaginables. Dios lo que desea contigo es tener una relación personal, tener intimidad, que le conozcas, le ames, confíes en Él completamente, Porque el Dios de Israel es el Dios viviente, es una persona de espíritu, aunque no le puedas ver con tus ojos físicos, lo puedes ver y sentir con tus sentidos espirituales.

¿Qué puedes hacer ahora mismo, para salir de Moab y entrar a  la tierra del Dios viviente, bajo las alas del Dios de Israel?

Es algo en el ámbito espiritual, nada más repite en voz alta conmigo las siguientes palabras que abrirán el Camino. Requisito es que lo digas en voz alta, para que el enemigo escuche, porque mira los siguientes versículos:

"...que si confiesas con tu boca a Jesús por Señor, y crees en tu corazón que Dios le resucitó de entre los muertos, serás salvo; ..." Romanos 10:9

 " ... Porque con el corazón se cree para justicia, mas con la boca se hace confesión para salvación. ..." Romanos 10:10

" ... Todo aquel que confiesa que Jesús es el Hijo de Dios, Dios permanece en él y él en Dios. ..." 1 Juan 4:15

" ... Pero a todos los que le recibieron, les dio el derecho de llegar a ser hijos de Dios, es decir, a los que creen en su nombre ..." Juan 1:12

Estás decidido decidida a confesar y recibir a Jesús, repite conmigo:

Señor Jesús me presento delante de ti, creo y  reconozco que eres el hijo de Dios, que vino a la Tierra a morir por mis pecados  en la cruz del Calvario, perdona todos mis pecados e iniquidades, los que me acuerdo y asimismo los que no me acuerdo, límpiame con tu sangre preciosa.
 Ven Señor Jesús entra a mi corazón: Te recibo como mi único y suficiente Salvador, por favor anota mi nombre en el rollo de la vida.

Ven Espíritu Santo, enséñame, dirígeme para conocer y hacer la acepta y perfecta voluntad de Dios. Ilumíname, transfórmame, renúevame, abre mis ojos, mis oídos y mis sentidos espirituales para andar por fe.

" ... Gracias a Cristo, también ustedes que oyeron el mensaje de la verdad, la buena noticia de su salvación, y abrazaron la fe, fueron sellados como propiedad de Dios con el Espíritu Santo que él había prometido. ..." Efesios 1:13

Ahora eres parte de la familia mundial y  espiritual del Dios viviente, has pasado a ser hijo hija de Dios, estás sellado con el sello de Dios, o sea  el Espíritu Santo. Has decidido como Rut la moabita, y salido de la tierra de Moab y estás ahora bajo las alas y la cobertura del Dios de Israel.

" ... Porque todos los que son guiados por el Espíritu de Dios, los tales son hijos de Dios. ..." Romanos 8:14

Busca la  Biblia y lee cada día, bebe de esa agua porque con ella serás transformado (a),  ora y pide dirección al Espíritu Santo para que te guíe a visitar una  iglesia cristiana donde puedas empezar a crecer en la fe:

Textos Bíblicos:


"... El que practica el pecado es del diablo; porque el diablo peca desde el principio.
Para esto apareció el Hijo de Dios, para deshacer las obras del diablo. ..." 1 Juan 3:8

En el nombre de Jesús: "... He aquí os doy potestad de hollar serpientes y escorpiones, y sobre toda fuerza del enemigo, y nada os dañará. ..." Lucas 10:19

" ... Si permanecéis en mí, y mis palabras permanecen en vosotros,
pedid lo que queráis y os será hecho. ..."
Juan 15:7


"... Determinarás asimismo una cosa, y te será firme,
Y sobre tus caminos resplandecerá luz ... "
Job 22:28

"...  orando en todo tiempo con toda oración y súplica en el Espíritu, 
y velando en ello con toda perseverancia y súplica por todos los santos; ..."
 Efesios 6:18

"... Y sucederá que antes de que ellos clamen, responderé yo; y mientras aún estén hablando,
 yo habré oído. ..." Isaías 65:24

" ... Entonces me dijo: No temas, Daniel,
 porque desde el primer día en que te propusiste en tu corazón entender 
y humillarte delante de tu Dios, fueron oídas tus palabras,
 y a causa de tus palabras he venido...." Daniel 10:12